Bienvenidos a este punto de encuentro en el que es posible compartir ideas sobre el mundo
de las tecnologías y su relación con la cultura y la educación.



domingo, 13 de abril de 2008

De Buenos Aires a Madrid. La fotografía de Horacio Coppola

Acabo de ver en Madrid la exposición “La fotografía de Horacio Coppola”, que puede ser visitada en la sede de la Fundación Telefónica entre el 10 de abril y el 25 de mayo. La exposición está compuesta por 125 fotografías realizadas por el artista entre los años veinte y cuarenta del siglo pasado. Horacio Coppola, nacido en Buenos Aires (1906) ha sabido retratar desde todos los ángulos posibles su ciudad natal en un periodo clave para el desarrollo de la gran urbe como fue la década de los treinta. La conversión de Buenos Aires en una ciudad cosmopolita ha quedado reflejada a través de los ojos de un artista vinculado a las vanguardias europeas. Coppola contribuyó a elevar a la fotografía a un arte mayor, especialmente adecuado para sentir y disfrutar los espacios urbanos como “nuevos paisajes”.
También se exhiben en la muestra fotografías y trabajos realizados durante su viaje a Europa, realizados en la primera década de los treinta, entre ellos su homenaje al cubismo en sintonía con las vanguardias artísticas internacionales. Su paso por la Bauhaus de Berlín en una época inmersa en plena expansión vanguardista, resulta decisivo.
Las fotografías de este artista centenario han contribuido al desarrollo de una fotografía expresiva que nos permite conocer la historia de los paisajes urbanos. Su estancia en Europa, vinculado a la Bauhaus, le permite conocer a los grandes creadores que marcan tendencia en el periodo de entreguerras. Horacio Coppola siempre ha declarado su fascinación por el cine, al que considera básico en su formación.

La serie sobre Buenos Aires que esta exposición nos permite contemplar, presenta un Buenos Aires que ya no existe, pero que está presente en el imaginario de la ciudad. Como ha dejado escrito Walter Benjamin, con la ciudad “ocurre lo mismo que con todas las cosas sometidas a un proceso irresistible de mezcla y contaminación: pierden su expresión esencial y lo ambiguo pasa a ocupar en ellas el lugar de lo auténtico”.

No hay comentarios: